¿Por fin llegará la píldora anticonceptiva masculina?

 

Desde los anales de la historia de los métodos anticonceptivos, hemos sido las mujeres quienes más carga nos llevamos a la hora de evitar un embarazo y, con ello, hemos sufrido las consecuencias de estos métodos, por eso es que siempre en conversaciones nos hacemos la misma pregunta: ¿Por qué no inventan algo para ellos?

 

No sólo las mujeres somos quienes nos hemos planteado esa pregunta debido a tener que someter nuestros cuerpos a los efectos secundarios del uso de píldoras, dispositivos intrauterinos, subcutáneos, etc; sino que varios investigadores también se la plantearon alguna vez y  trataron de crear algún método anticonceptivo masculino, más allá de preservativo que data del siglo XVII o la radical Vasectomía. Sin embargo, los esfuerzos han sido infructuosos -hasta el momento- debido a que el hombre produce millones de espermatozoides al día, mientras que los ovarios de la mujer sólo producen un óvulo al mes, por lo que es más controlable.

Sin duda que su creación es un reto biológico, pero las esperanza están puestas en el JQ1, un compuesto químico que penetra en la sangre de los testículos, altera el proceso de maduración de los espermatozoides, resultando de ello una menor creación de espermios y de menor calidad. Esto, ya ha sido probado por los investigadores estadounidenses encargados del estudio, pertenecientes al Dana-Farber Cancer Institute (Boston) y al Colegio Baylor de Medicina (Houston), quienes han constatado los efectos del JQ1 en ratones con resultados exitosos, por lo que  consideran que un método anticonceptivo masculino reversible puede ser posible. Eso suena a buenas noticias…

Además este compuesto, a deferencia de los probados con anterioridad, no produce efectos negativos en las hormonas masculinas, ni en el deseo sexual y tampoco repercute en la salud de los hijos concebidos después.

¿Estaremos a un paso de que al fin se comercialice la píldora anticonceptiva masculina? Esperemos que sí.

 

 

Sobre El Autor

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.